Seguidores

miércoles, 8 de diciembre de 2010

DESCENSUS AD INFEROS.





"Hijo mío, ¿cómo has bajado a la nebulosa oscuridad si estás vivo? Les es difícil a los vivos contemplar esto, pues hay en medio grandes ríos y terribles corrientes, y, antes que nada, Océano, al que no es posible atravesar a pie si no se tiene una fabricada nave. ¿Has llegado aquí errante desde Troya con la nave y los compañeros después de largo tiempo? ¿Es que no has llegado todavía a Itaca y no has visto en el palacio a tu esposa?"



Odisea, Homero. Canto XI.

Traducción de Jose Luis Calvo Martínez. Ediciones Catedra, Madrid.

1 comentario:

nEjO dijo...

realmente epico!!