Seguidores

sábado, 18 de junio de 2011

Galos.


Juraron los jefes galos no quitarse la armadura hasta haber ocupado el Capitolio. Sabido esto por Lucio Emilio Papo, una vez que los hubo derrotado, les obligó a ir andando hasta allí encadenados y vestidos con sus prendas de guerra.